Después de los 45 sigues siendo una mujer joven y estás en un momento estupendo para empezar a disfrutar del deporte. Aunque nunca hayas corrido antes, el running es doblemente benefi cioso para ti, puesto que te ayuda a ganar años de vida y juventud en este momento tan importante y maravilloso de tu vida. Apunta estos beneficios… ¡y corre!

1. De entrada, iniciarnos en el deporte pasados los 45 años nos favorece anímicamente más a nosotras que a los hombres. Un estudio publicado en el Journal of Strength and Conditioning Research apunta que las mujeres sedentarias de mediana edad sienten mayor bienestar, más relajación psicológica y menor fatiga tras su primera sesión de ejercicio que los hombres.

2. Correr te ayudará a mantener tu peso cuando llegue la menopausia o si ya has pasado ese proceso.

3. Los impactos que se producen durante la carrera la convierten en algo muy recomendable para mantener los niveles de densidad ósea y prevenir la osteoporosis.

4. Aumenta los niveles de colesterol HDL (“bueno”) y disminuye los niveles de colesterol LDL (“malo”), previniendo los desequilibrios en los niveles de lípidos en sangre que aparecen frecuentemente asociados a los cambios hormonales de la menopausia.

5. Las actividades aeróbicas también benefician a tu cerebro. Mejoran la capacidad cognitiva y retrasan la pérdida de memoria asociada a la edad.

6. La actividad física facilita el equilibrio mental y ayuda a combatir depresiones, estrés y ansiedad, problemas asociados frecuentemente a los cambios de la menopausia.

7. Un 35 % de las españolas pre y postmenopáusicas tienen problemas de sueño. Los motivos no se deben exclusivamente a las hormonas. Las responsabilidades y la “doble vida” dentro y fuera de casa también influyen. Correr facilita el descanso.

8. Un trote suave es la mejor crema antienvejecimiento. Facilita la eliminación de toxinas en el sudor y la orina y estimula la renovación celular, mejorando el aspecto de la piel. Por si fuera poco, mejora la autoestima, que es lo más importante a la hora de verte (y que te vean) guapa.

9. Correr mantiene y mejora la actividad sexual en cualquier momento de la vida, pero se nota especialmente en los momentos en que se “revolucionan” tus hormonas.

10. El running puede ayudarte a llenar vacíos de la manera más saludable posible cuando tus hijos sean más independientes o en algunos momentos de cambio como la jubilación.

Like
Like Love Haha Wow Sad Angry
1

Comentarios

Dejar respuesta